Show simple item record

dc.contributorFacultad de Ciencias Economicas y Empresarialeses_ES
dc.contributor.advisorÁlvarez Folgueras, Cristina 
dc.contributor.authorCusnier Albrecht, Carlos
dc.contributor.otherEconomia Aplicadaes_ES
dc.date2017-09-18
dc.date.accessioned2017-12-14T08:17:37Z
dc.date.available2017-12-14T08:17:37Z
dc.date.issued2017-12-14
dc.date.submitted2017-09-18
dc.identifier.urihttp://hdl.handle.net/10612/7049
dc.description367 p.es_ES
dc.description.abstractPuerto Rico se encuentra en el período más difícil, probablemente, de su historia. La Isla está enfrentando lo que se denomina como la “diáspora puertorriqueña”, a ver como su población de reduce dramáticamente, preocupando sobre todo la llamada “fuga de cerebros” por ser una población educada, y que siempre que pueden emigran con sus familias hacia los Estados Unidos, buscando mejores ingresos y empleo seguro. Mientras en la isla se reducen las oportunidades de empleo, como consecuencia del cierre o disminución de las operaciones de muchas empresas. Puerto Rico es un territorio no incorporado de los Estados Unidos sin los mismos derechos ni beneficios que gozan los demás estados de la unión. Desde hace más de 100 años ha sido una colonia que además de depender territorialmente, depende, política, social y económicamente. A partir de su estado de pobreza, emprendió con éxito el programa “Manos a la Obra “en la década de los años 1950, y que se usó como modelo por el beneficio y desarrolló industrial que trajo a la economía de Puerto Rico, hasta la década de 1970, cuando la crisis del medio oriente afectó la economía del mundo. En esa misma época el Congreso de los Estados Unidos le concede un programa de incentivos federales conocido como sección o ley 936, que permitían la exención de contribuciones a las empresas foráneas. Por 20 años sirvió, casi como un modelo de desarrollo industrial. En 1996, el presidente de los Estados Unidos elimina la ley 936, brindándole unos años de gracia hasta el año 2005. A partir del anuncio de la eliminación, comenzaron empresas a cerrar, el desempleo subir y la emigración hacia los Estados Unidos subió a niveles no vistos. Simultáneamente los gobiernos de turno en Puerto Rico fueron adquiriendo deuda, hasta llegar a niveles de impago, decidiendo el presidente de los Estados Unidos en el año 2016, poner a Puerto Rico bajo una sindicatura de “factual nombrar la Junta de Supervisión Fiscal, a cargo de enderezar las finanzas y ayudar a Puerto Rico a recuperarse. En mayo de 2017, ante la incapacidad de poder pagar la deuda contraída por más de $72,000 millones de dólares, y con el aval de la Junta de Supervisión Fiscal, se declara la quiebra del Gobierno de Puerto Rico, considerada la quiebra más grande ocurrida en los Estados Unidos. Puerto Rico enfrenta ahora una crisis sin precedentes, perdiendo población, ingresos, no pudiendo atender la infraestructura, reduciéndose las tasas de participación laboral y no teniendo como emprender desarrollo económico por no contar con recursos financieros no con una clara dirección. Esta investigación trata: Impacto de la Pérdida de Incentivos Federales en el Desarrollo Económico. Caso: Puerto Rico.es_ES
dc.languagespaes_ES
dc.subjectEconomíaes_ES
dc.subject.otherDesarrollo regionales_ES
dc.subject.otherEconomía aplicadaes_ES
dc.subject.otherPuerto Ricoes_ES
dc.titleImpacto de la pérdida de incentivos federales en el desarrollo económico. Caso: Pueto Rico = Impact of federal incentives lost in the economic development. Case: Puerto Ricoes_ES
dc.typeinfo:eu-repo/semantics/doctoralThesises_ES
dc.identifier.doi10.18002/10612/7049
dc.rights.accessRightsinfo:eu-repo/semantics/openAccesses_ES


Files in this item

Thumbnail

This item appears in the following Collection(s)

Show simple item record